Milhojas de col braseada y crema de guisantes
01/05/2013
Aliños con frutas
04/05/2013
Show all


Simples a más no poder, gozan de gran devoción en los países anglosajones, los Scramble Eggs o nuestros huevos revueltos de toda la vida. Yo cuando era niña ni sabía que los hacía cuando las tortillas francesas acababan en fracaso absoluto y optaba por la mezcla sin sentido de aquella pasta que en un principio parecía más incomestible que otra cosa. Así que en un intento de darle nuevos aires a un plato sencillo me ha salido esta improvisada cena, que muy fácilmente podéis adaptar a vuestros gustos.

Feliz viernes¡
Necesitamos: ( 2 personas )
4 huevos
1 chalota
1 tomate
Cilantro fresco
Curry – Jengibre en polvo
Sal -Pimienta
Leche
Pasta de chile ( o harissa,o tabasco)
1: en un bol batimos los huevos junto con la leche, sazonamos con sal, curry y jengibre. Reservamos.
2: en una sartén con un hilo de aceite sofreímos la chalota picada, cuando esté pochada añadimos el tomate en cubos con unas gotas de pasta de chile, salpimentamos y damos unas vueltas. Rápidamente, antes de que el tomate llegue a deshacerse vertemos los huevos.
3: vamos removiendo hasta que el huevo se vaya cuajando, como el tomate tiene mucha agua, en un principio se formará como una especie de papilla, pero con algo de paciencia poco a poco el agua se va consumiendo y los huevos cuajando, quedando casi como unas migas. Espolvoreamos con cilantro picado. Listo¡
IDEA: para hacerlo un plato más completo yo lo serví sobre una tortilla de harina para fajitas tostada y unos palitos de cangrejo salteados con ajo en polvo.
error: Contenido está protegido. Copyright © 2010-2016 A\'Punto Gastronomica. All Rights Reserved