Gnocchi con tomate, pimientos asados y gorgonzola

Flamenquines de jamón serrano y espárragos
01/07/2016
Albóndigas Buffalo al horno con crudités
06/07/2016
Show all

Se dice que la salsa bechamel  es la salsa con la que los franceses se vengan del mundo, aparentemente sencilla, esconde mil secretos y versiones. Al contrario, yo hago mi aportación particular a la reivindicación de la sencillez y el sabor con una salsa que no puede ser más fácil.

Feliz lunes¡

Necesitarás: ( 2-3 pax )

1 bolsa de Gnochis precocidos

1 lata de tomate entero pelado en su jugo

Pimiento rojo asado – sal – azúcar

Un poco de leche – pimienta

Un poco de queso gorgonzola ( u otro azul )

 

1: en una batidora americana tritura los tomates ( sin jugo ) y el pimiento asado. Vete añadiendo jugo de tomate hasta que la salsa quede con la consistencia que te guste. Sazónala de sal, azúcar, y pimienta.

2: en un cazo pon a calentar la leche con el queso desmenuzado hasta que se forme una crema, añade la crema de tomate y pimiento y deja reducir a fuego lento. Prepara los Gnocchi tal y como te indique el fabricante.

3: sirve los Gnocchi con la salsa y si te gusta con algo de parmesano en polvo y albahaca fresca. Listo¡

IDEA: usa esta salsa para tantas cosas como te imagines, pastas, acompañamiento de carnes o aves…usa tu imaginación¡

error: Contenido está protegido. Copyright © 2010-2016 A\'Punto Gastronomica. All Rights Reserved